Las 6 frases que delatan a los charlatanes, pseudopsicólogos y falsos terapeutas

cálculo

El entorno de sobreinformación que constituye el internet hace que proliferen y se multipliquen ideas, teorías y propuestas de dudosa efectividad. Más aún, los charlatanes, falsos psicólogos y personajes con delirios de redención espiritual han encontrado la vía para difundir su concepción de salud mental, poniendo en serio peligro la salud de las personas. ¿Cómo reconocer a un charlatán cuando se le tiene enfrente? Recorriendo la inmensa cantidad de páginas web dedicadas a supuestas teorías revolucionarias, hemos detectado las 6 frases más comunes utilizadas por éstas:

 1.  “Yo no trato enfermedades, trato el bienestar de las personas”

Se ha difundido la creencia popular de que las enfermedades son provocadas por la ciencia médica, y peor aún, que el objetivo de la medicina es mantener a la gente enferma. Episodios históricos como la peste bubónica en Europa o la epidemia de viruela que casi acabó con los aztecas a la llegada de los españoles son convenientemente olvidados por los promotores de esta idea. Algunos charlatanes un poco más letrados citan dos o tres referencias de Focault para alegar que la medicina mata, y que ellos, como no son médicos, no matan. Este argumento es tal válido como asegurar que el tabaco no mata, porque es natural.

 2. “Para curar la enfermedad, se debe sanar al cuerpo y al alma”

La dualidad cuerpo-alma pertenece al campo de la filosofía. Para las ciencias de la salud, está más que claro que las funciones biológicas son el soporte de las funciones mentales, y que éstas son dependientes de las primeras. Del mismo modo, sabemos que las funciones mentales pueden desencadenar procesos biológicos en un sistema de doble retroalimentación. Este sistema involucra una comunicación químico-eléctrica entre las entidades neurológica, inmunológica y endocrina a través de ejes químicos y redes de recepción-acción. Esta interacción no permite análisis del tipo causa-efecto, sino más bien de ciclación. Es decir, un evento psicológico desencadena un evento biológico, pero ese evento psicológico pudo darse gracias a que lo permitió un evento biológico anterior. Como este sistema es demasiado complejo para los charlatanes, es más fácil recurrir al alma y demás entidades a las cuales se les pueden atribuir toda clase de facultades sin mayor explicación más que “energías”.

 3. “Usted sanará si es su momento para sanar, no puedo contravenir a leyes universales”

La noción de leyes universales, reglas eternas, axiomas naturales, información cósmica y demás conceptos inconexos se han vuelto particularmente populares, y se han difundido de forma irresponsable en televisión y cine tratándolas como verdaderas, incuestionables y absolutas. El nivel de aceptación que han provocado llegan a niveles de fanatismo, especialmente porque basta revisar un poco estas ideas para darnos cuenta que poseen el mismo fundamento que cualquier otro esoterismo. Ligado a estas ideas, se ha optado por utilizar la noción de sanación, la cual suele definirse de forma similar al nirvana. ¿Qué ocurre cuando fundamentamos un proceso terapéutico a una acción esotérica? Nada. De ahí a que se le dé al tiempo el poder último de decisión de estado de salud del paciente. Estos charlatanes son como el Rey de El Principito, quien alegaba que todo el universo le obedecía. Cuando El Principito le pide al Rey una prueba de tan magnífico poder, el Rey le pide al sol “¡Sol, ponte!”. Como el sol no se ponía, El Principito cuestionó al Rey, “¿Por qué no te obedece el sol?” a lo que el Rey le responde, “me obedecerá cuando sea el momento”.

4. “Yo no uso expedientes ni estudios, porque trato el presente vital, no el pasado”

Muchos movimientos de pseudopsicología, o incursiones falaces de psicologías no clínicas en el campo de la salud se caracterizan por una desestimación absoluta de los métodos de recolección y seguimiento de información clínica, con el pretexto de que a un paciente, lo que le importa es su bienestar actual y no sus problemas del pasado. Por lo tanto, las historias clínicas, las  notas de evolución, y los antecedentes heredo-familiares son obviados, esperando a que esto tenga alguna clase de efecto terapéutico, ya que “si algo no se recuerda es como si no hubiera existido”. Para un charlatán, dedicarle tiempo al ejercicio de la recolección, análisis y descripción de información clínica es una pérdida de tiempo, y un acto que contraviene a las leyes de asistencia sanitaria en casi todos los países.

5. “Después de la sesión, no trate de pensar en lo que pasó, el tratamiento hará su trabajo en el momento indicado”, o “Para que esto funcione, tiene que dejar de pensar y comenzar a sentir”

El pensamiento crítico es el gran enemigo de los charlatanes, por lo que éstos suelen manipular a sus pacientes induciéndoles la idea de que pensar es malo, o simplemente nocivo para el tratamiento. De esta forma nos hemos encontrado con pseudoterapias que aseguran que su proceso de acción es tan profundo y personal que si la persona trata de comprender o explicar lo que pasó, el efecto simplemente se pierde. Esto se parece mucho al mito del hombre que siempre sabía que número de lotería sería el ganador, solo que si se lo comentaba a alguien o hacía uso de ese conocimiento, en ese momento el número ganador cambiaba por otro. Todos los pacientes tienen derecho a la segunda opinión, al consentimiento informado y a realizar cuantas preguntas sean necesarias para comprender el tratamiento en el que se les pretende involucrar.

 6. “Si no funcionó es porque no siguió el tratamiento adecuadamente”

Finalmente, nos topamos con que los tratamientos promovidos por los charlatanes tienen una garantía del 100% de efectividad, sólo por un pequeñísimo detalle: dependen de que se sigan al pie de la letra todos y cada uno de los pasos con precisión quirúrgica, de lo contrario el tratamiento falla.  Esto es totalmente opuesto a la sencillez y claridad con la que explican las causas de un padecimiento. Por el contrario, muchos tratamientos pseudo-psicológicos recurren a explicaciones de su funcionamiento tan complicadas que ni sus mismos promotores saben exponerlas con claridad. Así como en el Medioevo los fenómenos de la electricidad estática eran tan espectaculares que los alquimistas los utilizaban para asombrar a las masas, hoy nos topamos con falsos terapeutas que recurren a ramas de las ciencias como la mecánica cuántica, la teoría de cuerdas, los alelos genómicos, e incluso los priones para “fundamentar científicamente” sus tratamientos, y la razón de su “complejidad”.

 Si usted es un paciente y escucha de un auto-proclamado profesional una de estas frases, o paráfrasis de las mismas, es prácticamente seguro que se trata de un charlatán. Si usted es un psicólogo y está buscando nuevos horizontes de especialización, ponga atención en las frases con las que se promueve la terapia de su interés para evitar caer en incursiones falaces de teorías psicológicas en el entorno clínico.

FIN DEL ARTÍCULO. POR FAVOR IGNORE LA PUBLICIDAD INTRUSIVA AJENA A NUESTRO PORTAL.

Comments
17 Responses to “Las 6 frases que delatan a los charlatanes, pseudopsicólogos y falsos terapeutas”
  1. adolfo.linares dice:

    QUE LASTIMA QUE NO CREAS EN LA HUMANIDAD SINO SOLO EN (acusación ad hominem removida), CON TU DISCURSO SOLO SE OBSERVA ORGULLO Y PRESPOENCIA, (acusación ad hominem removida)

    SALUDOS

    • Estimado Adolfo Linares,

      El sentido de su mensaje es ambiguo e inconexo, sin embargo lo publicamos en respeto a su libertad de expresión y al tiempo que dedicó en enviarlo. Las acusaciones ad hominem fueron omitidas para hacer que su comentario observe las políticas del sitio.

      Saludos cordiales,
      C.M.

    • Estoy totalmente en desacuerdo en lo absoluto es una forma de poiner en manifiesto que el psicologo ortodoxo universal siga con el tratamiento de años para ningun resultado,y habiendo otras instancias en el siglo XXI como decia Jung la psicologia no es absoluta sino se plica la biologia y los elementos que no vemos,como el pensamientos emociones ,sino expliquenme como medicos de china realizan remisiones expontaneas deun tumos con solamente pronunciar palabras sobre el aqui y ahora ,creo que el miedo de los pasicologos ortodoxos que la realidad les pase por arriba

  2. Juan dice:

    Intereresante blog.

    Sobre la nota: “FIN DEL ARTÍCULO. POR FAVOR IGNORE LA PUBLICIDAD INTRUSIVA AJENA A NUESTRO PORTAL.”

    La publicidad no es intrusiva, es el acuerdo hecho por usar el servicio gratis de WordPress. Tal vez podria decir: la publicidad no tiene relación con el contenido ni recomendación de los autores de este blog, o algo así.

    • Apreciable Juan,
      Gracias por su visita. Efectivamente, en nuestra página de “Políticas” describimos que la publicidad es parte del acuerdo por utilizar los servicios gratuitos de WordPress, sin embargo, dado que este portal está avalado por el HONCode, y el SISMI, debemos deslindarnos de la forma más rigurosa posible, ya que ambas entidades prohíben la aparición de publicidad en nuestro portal. Calificarlas de intrusivas nos permite aclarar con una sola palabra todo lo que al detalle se establece en la página de políticas de nuestro portal. Aún así, agradecemos sus obervaciones. Esperemos que con el tiempo podamos pagar a WordPress para evitar esta publicidad.

      Saludos cordiales,

      C.M.

  3. Octavio (estudiante de psicologia) dice:

    Mtro. Cesar Andres, me parece muy interesante lo publicado en este blog, aunque me surge una pregunta… en el punto 3 ¿habla de que es un error atribuir curación al tiempo y que es posible intervenir en el aquí y ahora? ¿asi es?
    y otra duda.. en otra publicación menciona la importancia de la variable tiempo en el proceso de sanación… ¿cómo concilio ambas informaciones?
    Saludos maestro!

  4. Octavio (estudiante de psicologia) dice:

    Por cierto me interesa qué se sabe actualmente de algo llamado análisis transaccional: es psicología o no, funciona, etc. GRACIAS.
    Me interesa su opinión al respecto. Saludos.

    • Apreciable Octavio,

      Con gusto respondemos a sus preguntas de los dos comentarios anteriores:

      1. Al ser el tiempo una variable independiente de cualquier intervención terapéutica, sería totalmente antiético atribuirle a un terapeuta sus efectos. Es como si usted quisiera atribuirse la causa de las mareas o de las lluvias como ocurría antaño a través del brujo del pueblo. Las “curaciones” o “sanaciones” que tiene como causa única la simple evolución natural de un cuadro clínico pertenecen al campo del pensamiento mágico.

      2. Una intervención en el “aquí y ahora” es lo que se llama una falacia sincrónica, o que es lo mismo, es un intento por hacer parecer coincidencias circunstanciales como parte del tratamiento. Por ejemplo, la que otrora fuese terapia por catarsis, aseguraba que externar el odio y frustración durante la terapia representaba una descarga del odio real hacia una persona. Lamentablemente los experimentos han demostrado que tales eventos carecen de mayor efecto que el placebo: hacerle creer a la gente que está haciendo algo para cambiar su situación cuando en verdad simplemente está enojada.

      3. Respecto al Análisis Transaccional, se trata de una idea light popularizada en el libro “Yo estoy bien, tu estás bien” de T.A. Harris en 1978, el cual fuese un best seller de su época. Sin embargo, como ocurre con los best sellers psicológicos similares, no pasa de ser una analogía superficial de ideas ya existentes. En el caso del análisis transaccional, se trata de un símil muy deficiente de la teoría psicoanalítica de Sigmund Freud. Su valor como posible teoría de la personalidad es nulo.

      Saludos cordiales,

      C.M.

    • Ana dice:

      Hola Octavio, tal vez yo te pueda ayudar en lo del analisis transpersonal. (Creo q es la misma tecnica). Yo he probado esta forma de terapia con 33 años. La psicologa trabajaba con varias tecnicas y ella decidio q esta es la q me iría mejor a mi. Me ha ayudado mucho y he obtenido mas resultados en un 1 año con ella, q en varios años haciendo talleres varios. Por esto la recomiendo.

      Resumidamente, la tecnica consiste en estructurar la base de la personalidad en base a 6 arquetipos (cada uno con su funcion y caracteristicas propias): padre protector, padre critico o exigente, niño sumiso, niño revelde, niño natural y Adulto. Aprendes a reconocerlos en ti cuando actuan, potenciar los q no estan equilibrados y a reconocerlos en personas de tu entorno y pasado.
      Tiene su encanto.

      Nada mas, solo añadir q opino q la eleccion del profesional adecuado siempre es importante y marca la diferencia. Si no aciertas a la primera, sigue probando…

      Mucha suerte y buenas experiencias.
      Ana.

  5. Respecto al punto 2: “Para curar la enfermedad, se debe sanar al cuerpo y al alma”, puedo analizar que un pensamiento para que sea tal debe “viajar” a través del sistema nervioso en el instante en que se piensa, de lo contrario no habria “cuerpo” para ese pensamiento (vacío?), de lo contrario implicaría otro cuerpo en el cual pueda imprimirse la estructura de ese pensamiento, lo cual a su ves pemitiría activar distintos puntos del sistema nervioso desde “dentro”. Entonces la energia mental esta implicada en la estructura que se plasma en ese cuerpo energetico (chakra de la mente), pero de donde sale esta energía?, de lo biológico?. Entonces tal vez la frase sanar el alma se refiera en realidad a esta mente, entonces el concepto alma no correpondería. Por otro lado suponer que el alma se enferma es estar diciendo en realidad que al estar enfermos nos sentimos mal, tristes, malhumarodos, etc, entonces si es este sentir lo que dicen que es alma, se estarian en realidad refiriendo a las emociones, las cuales a diferencia de los pensamientos, se vivencian con predominio de una experiencia sensorial de tipo afectiva, que tiene su correspondiente energetico y estructural en lo que llaman el chakra del corazon. Y asi podriamos ir con cada aspecto que podemos identificar del ser humano y dejaria de existir a nuestros ojos el YO, como el cuento del sabio que tenia una carroza y les pidió a sus discipulos que cada uno fuese desarmando una parte de la carroza, preguntandoles ¿es esa la carroza?, todos respondieron no y el sabio preguntó ¿y entonces donde esta la carroza?. De esto suponemos que el alma es todos los aspectos del ser humano integrados como un yo con conciencia. De aqui llegamos al tema de la autoconciencia, que no es lo mismo que conciencia. Si hemos sido capaces de tener autoconciencia de nosotros y la realidad, compartiendo entre casi todos los seres humanos esta capacidad, puede significar que se deba a la mente (neocortex mas desarrollado), que permite una impresion mas compleja del cuerpo energetico mental, es decir ese otro cuerpo por alguna razon es mas amplio, seguramente dado por la genetica y el ambiente. Pero cual es el objetivo de la naturaleza de darnos esta capacidad?, si no la tuviermos tal vez estariamos en armonia con la naturaleza y no nos destruiriamos. Será esta autoconciencia la que posibilita el error, el “pecado”??. Esto supone la capacidad de elección, pero quien dice que todo ser vivo no elige?. ¿Qué hace que mi eleccion sea distinta a la de cualquier otro ser vivo?, que justamente elijo liberarme mientras decido, obteniendo autoconciencia de mis propios procesos mentales, esto seria autonconciencia, pero no es algo que suceda habitualmente, sino un grado de menor grado de autoconciencia, que podriamos llamar solo conciencia de un mayor grado de organizacion de informacion en comparacion a otros seres vivos. Finalmente, sanar supone a los pensamientos, las emociones y el como organizo la informacion del entorno. ¿Estar enfermo es elegir desobedecer los dictados de la naturaleza, con el fin de intentar liberarse del dolor, que es a su vez producido por este desobedecer (que siempre se revela en el cuerpo, desde una enfermedad, hasta una pequeño malestar corporal)?. En realidad, yo pienso que Sanar es tomar mayor conciencia de lo que voy eligiendo, porque el resto de lo que sucede no sucede bajo mi elección, ¿entonces para qué preocuparme?.

  6. Anónimo dice:

    Desde mi punto de vista tratar de dar una serie de consignas para desenmascarar a un charlatán que se hace pasar por un psicoterapeuta utilizando frases de corte humanista creo que es una forma de categorizar a las personas muy generalista y poco cuidadosa con otras corrientes hermanas de nuestra profesión. Se trata de divulgar conocimiento psicológico que ayude a las personas, no una batalla entre corrientes en función de su método que lo que a mi entender genera es contenido que confunde más a la gente que no sabe y despierta su suspicacia.

    Cuando escribimos creo que nunca debemos olvidarnos de nuestra humildad.

    • Apreciable anónimo, está usted en lo correcto. De ahí a que este artículo sea suficientemente cuidadoso en no utilizar conceptos humanistas o de otras corrientes hermanas. Ahora, si usted considera corriente “hermana” la astrología, el esoterismo o las terapias desacreditadas como la PNL o Flores de Bach, que es justamente de donde sacamos estas frases, esperamos haber provocado -no suspicacia- pero sí una intención crítica de nuestra profesión.

      Saludos cordiales.

  7. lidia dice:

    Me parece brillante, preciso , inteligente y a la vez divulgativo todo lo que expone ,analiza ,razona y da claves para tener criterio maduro en el plano de la salud mental y de la Psicologia en general .Muchas gracias por su blog.

  8. Miguel Ríos dice:

    Entreveo al autor de este artículo: no mayor de 30 años, inteligente, con necesidad de reconocimiento y con un racionalismo exacerbado que únicamente limita su práctica clínica y posibilidad de ayudar a la gente. Sería muy poco lo que podríamos hacer si como psicoterapeutas trabajáramos únicamente según lo permiten las estadísticas y los estudios empíricos.

    Y después de todo, la ciencia es también una mitología que busca explicar la realidad. Por mucho que controlen variables y traten de reducir al alma humana a modelos matemáticos, siempre queda una enorme brecha de “varianzas” y “desviaciónes estándar” o cualquiera que sea la manera en que le quieran llamar a la unicidad de cada espíritu.

  9. Ana dice:

    Creo q tiene mucho de cierto. Siempre he estado abierta a la investigacion, experimentacion y cosas distintas, pero no olvidemos q si algo no es eficaz, para q nos sirve?. Filosofando no se avanza. Creo q el articulo está argumentado de una forma muy critica y objetiva. Me ha gustado.

Trackbacks
Check out what others are saying...
  1. […] previamente publicado en Actualidad Clínica y cedido para su publicación en Psyciencia por su […]



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Todos los derechos reservados:

    Safe Creative #1408060133116

    Prohibida la reproducción de cualquiera de los contenidos de forma parcial o total sin el consentimiento por escrito del autor.
    Citar como:

    Monroy-Fonseca, Cesar Andrés. "Artículo". Actualidad Clínica en Psicología. http:// actualidadclinica. wordpress.com. México. Fecha del artículo

A %d blogueros les gusta esto: